22/5/09

¿POR QUÉ NO MADURAS? (Autor desconocido)



Un día de estos, usted gritará:
“Hijo, ¿por qué no maduras y te comportas como alguien de tu edad?”
Y lo hará.
O usted dirá: “Hijo, ve afuera y busca qué hacer, y ¡no azotes la puerta!
Y no la azotará
Usted arreglará la habitación del muchacho –tirará los carteles, hará la cama de manera impecable, acomodará los juguetes como en vitrina, colgará la ropa en el armario, enjaulará sus mascotas- y usted dirá en voz alta: “Ahora quiero que quede todo así”.
Y así quedará.
Usted preparará una comida perfecta con una ensalada que nadie haya picoteado y un pastel que nadie haya pellizcado, y dirá: “¡Esta sí es una comida digna de visitas!”
Y comerá solo.
Usted dirá: “Quiero privacidad total cuando estoy hablando por teléfono. No andes como un chango. No hagas señales. No destruyas la casa. Silencio. ¡Quiero silencio!”
Y lo tendrá.
Ya no habrá manteles manchados. No tendrá que tapar el sofá para protegerlo. No se volverá a tropezar con los juguetes tirados. Ya no tendrá que sacar cochecitos y muñequitas debajo de los muebles. Ya no tendrá que hacer lugar para la cuna.
No pasará más desvelos con el vaporizador. No habrá más migajas de galletas en la cama. No volverá a estar mojado el baño de pared a pared. No tendrá que remendar más ropa. No tendrá que desatar agujetas enredadas y mojadas, ni tendrá que buscar las bolitas para las trenzas.
Imagínese un lápiz labial con punta, las cosas en su lugar, en orden, limpias... no tener que buscar quién le cuide a sus hijos; o poder lavar la ropa sólo una vez por semana, comer carne que no sea molida, ir de compras sólo por alimento. Ya no tendrá más juntas de padres de familia en la escuela.
No más radios a todo volumen, ni caricaturas tres veces al día. Ya no tendrá que bañarse muy noche.
¡No se tendrá que preocupar por dónde está su auto! Y podrá tener su propia cinta adhesiva.
Piénselo. No volverá a recibir regalos de Navidad hechos de cartoncillo. No recibirá otro beso baboso. No tendrá que recordar ser el Ratón Pérez.
No volverá a escuchar que los niños siguen hablando y riéndose en la oscuridad. No tendrá que curar raspaduras, ni llevar al médico o luchar para que tomen la medicina.
¡No tendrá responsabilidades!
Sólo escuchará una voz diciendo:
“¿Por qué no maduras?”
Y el silencio hará eco:
“¡Eso es lo que hice!

18 comentarios:

Gla dijo...

Ayyyy... Y es así de verdad.... Los que aún tenemos chicos que están empezando a dejar de ser chicos, ya estamos extrañanado algunas de estas cosas....
Los que tienen niños pequeños...¡¡disfrútenlos!!
De verdad...crecen muy rápido!!!

DeepBlueSky dijo...

Contras!!! que después de limpiarme una lagrimita, decidí que me gusta el ruido, secar el baño después de haberlo limpiado, buscar al peluche de turno por toda la casa todas las noches y NO QUIERO QUE MADURE!!!
Me llegó.
Un beso y disfruta mucho a flowercita...

Gla dijo...

Ni yooooooooo.... Es bien cierto!!!! Disfrutémoslos todo lo que podamos...que la vida vuela...

Antes Muerta que Sencilla dijo...

No hay cansancio más lindo que el que nos deja los hijos. No hay sonido más dulce que el de sus voces y gritos, no hay insomnio más valioso que el que se tiene para velar sus sueños.
Espero que Dios me permita estar cerca de las voces, los gritos y el cansancio de los pequeños que mis pequeños traigan al mundo para no añorar tanto.
ME ENCANTO!!

Gla dijo...

AMQS: Dicen que el amor por los hijos se reedita en los nietos aún con más vigor...Si es así...se debe amar más allá de lo imaginable...

Stella dijo...

Yo tengo siete hijos. Cuatro varones, y tres nenas. La mas chica se indispuso por primera vez esta semana.
No te puedo explicar como me emocionó este post!
¿Qué hace uno con el agujerito que te queda cuando se van?

Muy bello el post!
Un beso!

Gla dijo...

Stella:Calculo que a la larga esos agujeritos los llenarán los nietos no??Pero con 7 hijos siempre habrá uno cerquita!!!!

Fabiana dijo...

Cuánta razón tiene el que lo escribió!!!

Yo era más o menos así. Todo prolijidad, todo limpito, todo en su lugar. Y aunque no cambié totalmente, tuve que modificar mi manera de actuar para que mi hijo creciera sano mentalmente.

Más de una vez tuve que morderme la lengua para no retarlo por esas pavadas...

¡Mirá lo que se hace por un hijo!

Que tengas un buen fin de semana.

Lao dijo...

Pero si los supimos dejar jugar, hablar, tocar música...nuestra casa será "una fiesta permanente" durante lo que nos dé la vida. Ellos volverán
mientras puedan, sin que se los pidamos.Grandes o no...seguirán siendo nuestros hijos ¡qué lindo!

Gla dijo...

Lao: Seguro que es así...yo, a la vejez viruela, sigo acudiendo a mis viejos siempre...
Siempre tiran...

Gla dijo...

Fabi: Eso es lo menos que podemos hacer por ellos... Deja de existir nuestro espaciopersonal para que ellos lo invadan todo. Con el tiempo creo uno debería recuperar algo de ese espacio para no sentirse tan solos cuando ellos vuelen...

YO, la peor de todas dijo...

Ayyyy Gla, me matò. Cuàntas veces repetì esas frases. A cuànta gente se las oigo decir y quisiera advertirles que no, que dejen la casa revuelta, porque cuando està demasiado ordenada entra un frìo en el alma que quema...
Hoy el Yolito, que tiene 22, tuvo un arranque de arreglo de habitaciòn. Me vino con un muñeco (vos pensaràs que estoy loca), pero andaba suelto por ahì el pobre hombre araña de colecciòn, y lo quiso tirar porque le falta la mano. Claaaaro, al lado del pobre muñeco, ahora estàn las cosas de la facu y una que otra lata de cerveza guardada de alguna salida.

Yo agarrè al pobre muñequito y lo lavè con un cariño, no sabìa si reir o llorar y obviamente lo guardè...Yo sè que es grande, claro que lo sè, pero no quiero enterarme.

Gla dijo...

Yola: Sigamos el consejo de Lao...quizás sea así nomás!!

Gladys dijo...

http://entresueniosyesperanzas.blogspot.com/

http://ayerfuehoyes.blogspot.com/

Esos son los link de mis blog... fijate si podes entrar por ahi... algun lio me debe haber mandado... y no se cual...

Te prometo que pronto te voy a estar leyendo...

Besitos Gla de mi Pat

pau x) dijo...

jajaja

sí, la vida pasa muy rápido, este año voy a acabar el colegio, y parece que recién entré a inicial ayer..., mi mamá me dice lo mismo, y a veces se pone sentimental... creo que hay que aprovechar cada instante de nuestras vidas, con nuestros padres e hijos (yo solo con mis padres...porque obviamente no tengo hijos jajaja)


Saludos!

Gla dijo...

Pau: Ya vas a ver...Cuando seas vos la que tengas hijos vas a entender el sentimentalismo de tu mamá...Gracias por pasar...Un placer tener lectoras tan jóvenes!!!

Gatadeangora dijo...

Los mios ya son grandes, es verdad que crecen rápido.
Gracias por el premio que me has concedido en la otra entrada,es que llevo unos dias con el internet un poco chungo y no he podido entrar.
Me lo llevo y lo pondré en mi blog de premios Ronroneos.
Besitos

Gla dijo...

Gatadeangora... Disfrute del premio nomás...buen merecido está...